Enredados, sumaron los dos…

RC Racing tomó parte de una final muy cambiante donde tanto Cavigliasso como Rossi pudieron completar la exigencia.

Guillermo Cavigliasso y Diego Rossi tuvieron un fin de semana cambiante con los Chevrolet Onix del RC Racing. Los cordobeses supieron sacarle provecho a sus autos pero la final fue bastante complicada y algunos toques los relegaron, aunque pudieron sumar.

En clasificación, Cavigliasso cumplió la meta de estar entre los diez de adelante, pero Rossi sufrió con los frenos y no pudo mejorar del puesto 17. No obstante, ambos perdieron algo de terreno en las series del domingo, con Guille llegando sexto y Diego décimo.

La prueba final fue espectacular y entretenida porque se vieron muchos cambios de posición, roces y generó incertidumbre sobre el resultado. Cavigliasso llegó a estar entre los seis de adelante, y luego se afianzó séptimo hasta que se produjo un incidente donde perdió muchas colocaciones, y tras remontar, llegó 13º. En el caso de Rossi, fue de menor a mayor en pista, pero un recargo lo retrasó al puesto 19º.

Guille Cavigliasso, tras la carrera, detalló: “En realidad veníamos cerrando una carrera linda, con varias complicaciones pero aguantando el séptimo puesto, cumpliendo el objetivo de terminar entre los diez, pero me tocó Bailone en la chicana de atrás y llegué 13º. Hicimos tiempos de vuelta muy buenos, y eso me deja conforme con el auto y el equipo”.

Y completó: “De todas formas sabemos cómo es Rafaela, donde siempre se dan toques y nos tocó perder muchos puestos. Ahora se nos viene la fecha en el Cabalén y veremos cómo quedó el Onix para empezar a trabajar”.

Por su parte, Diego Rossi explicó: “Fue un fin de semana que empezó bien, con el auto competitivo en entrenamientos. Las reparaciones de Paraná respondieron muy bien. Después tuvimos inconvenientes en clasificación al romperse la bomba de frenos, y el domingo en la serie nos quedamos afuera luego de un toque”.

Y amplió: “En la final estuvimos ubicados 12º por un momento, largando desde el fondo. Lamentablemente el auto se nos cayó cerca del final, y una penalización nos dejó 19º. El balance es positivo y tendremos que seguir trabajando para la próxima”.

La fecha venidera tendrá pilotos invitados para el TS 1800, en una competencia a disputarse el fin de semana del 22 de julio en Alta Gracia. Cavigliasso correrá con el puntero del TC 2000, Marcelo Ciarrocchi, mientras que Rossi lo hará con Matías Depetris, gran figura del TS 1800 hace un par de temporadas.

0
0
0
s2smodern